Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Redacción
Martes, 20 de diciembre de 2016
COCENTAINA

Marcos García León o el arte de las armas blancas

Enviar por email

Cocentaina alberga en este museo una espectacular colección de armas blancas.

Todo tipo de armas blancas de Filipinas, Birmania, Sudán, Abisinia, Siam, Malasia, India, Etiopia, Nepal, Indonesia, Alemania, Argentina, Austria, Estados Unidos, Argentina, Egipto, Inglaterra, Rusia, Francia, Japón, España… se pueden encontrar en la exposición permanente que tiene instalada Marcos García León en la segunda planta del Casal Fester de Cocentaina.

 

[Img #33308]

 

Gumies, katanas, bayonetas, khopesh, glandes, falcatas, katar, talwar, puñales, dagas, mimchas, hachas, cuchillos, floretes, sables, espadas, machetes, bastón de estoque, briquets, sables, espadines, flechas, lanzas, cerbatanas, yatagán, wakizashi… incluso una reproducción completamente fidedigna de la Tizona, una de la dos espadas de Rodrigo Díaz de Vivar, El Cid, se pueden encontrar en esta colección que contará con unos trescientos elementos.

 

[Img #33310]

 

Marcos García recuerda el inicio de esta afición, “yo he sido toda mi vida escayolista y en una obra siendo joven, había una mujer que tenía en su casa una pequeña espada medio abandonada. Le dije que tuviese cuidado con ella y me dijo que la tenía olvidada y que si me gustaba y a ella le gustaba como quedaba mi trabajo me la regalaría y así fue. Esa fue la primera. Hará unos 50 años. Vi que esa espada tenía una inscripción y me pareció curioso. En un rastro compré una segunda parecida para ponerlas cruzadas en la sala de estar pero vi que la inscripción era diferente a la anterior y a partir de ahí me empecé a interesar por ellas y así hasta hoy”.

 

[Img #33309]

 

Respecto a la exposición de sus armas blancas ha explicado que “hará unos veinte años en una Fira de Tots Sants propuse poder exponer la colección que entonces sería de unas cien armas blancas de forma temporal. Me dijeron que la pusiera en la parte alta del Casal Fester y ahí me he quedado.  Agradezco al Ayuntamiento y el Casal Fester poder estar aquí durante tantos años. He sido un trabajador y cada pieza de las existente me ha supuesto mucho sudor y lágrimas, mucho ‘regateo’ en mis viajes, pero lo he hecho con suma pasión y ha merecido la pena”. 

 

[Img #33311]

 

A la exposición de las armas con el tiempo le ha añadido otros alicientes como maniquíes con el traje oficial de los soldados que llevaban algunas de estas espadas o fotos ilustrativas de la época e información de cada una de las espadas expuestas que el mismo ha buscado en libros y en Internet, como en la parte dedicada a África a los Masai i Zulú.

 

Al ser tal gran cantidad de armas tiene una permiso especial de la Guardia Civil para poder coleccionarlas que también se puede ver expuesta, e incluso en alguna de las vitrinas se pueden ver armas prehistóricas como piedras de sílex, siendo tal vez sus preferidas las que se utilizaban en tiempos de los célebres mosqueteros, con varias modalidades como la espada de taza, la espada de vela y la de lazo, según sea su empuñadura. Todo un arte en forma de armas blancas.


 

© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress