Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Redacción
Lunes, 10 de julio de 2017
INVERSIONES

Las acciones clase A chinas se incorporan finalmente a los índices de los emergentes

Enviar por email

Pero no será hasta el mes de mayo de 2018, según MSCI, tras cuatro años de consultas

El pasado 20 de junio, el creador de índices estadounidense MSCI anunció que las acciones clase A de China serían añadidas a los índices de la firma correspondientes a los mercados emergentes, tras cuatro años de consultas.

 

[Img #38608]

 

Algunos expertos consideran que la propuesta de MSCI se basa en un entorno más favorable para su inclusión y apuestan que esta decisión podría ser un catalizador positivo para las acciones chinas y representa, asimismo, un paso en la integración del país asiático en el sistema financiero global.  

 

La inclusión parcial (5%) cubre 222 acciones tipo A, lo que resultaría en un peso inicial del 0,73% en el MSCI Emerging Markets y de un 0,85% en el MSCI AC Asia ex-Japan. Lo relevante de la decisión es el peso creciente de las empresas chinas en las carteras globales a través de fondos de inversión temáticos o en los CFDs (Contratos por Diferencia).

 

Los fondos suelen replicar en sus carteras los indicadores bursátiles, lo mismo que hacen los menos conocidos CFDs, a pesar de ser cada vez más populares. Para conocer un poco más qué son los CFDs conviene buscar un poco en la web.

 

Desde MSCI indican que todas las acciones que incluirán serán de gran capitalización y se valorarán conforma a la cotización del yuan offshore (CNH para extranjeros) en vez del yuan onshore (CNY para locales).

 

La firma señala que las reservas que impedían su inclusión eran la repatriación, las suspensiones de cotización de las acciones y la aprobación de los mercados locales para poder lanzar productos sobre estas acciones o índices elaborados con ellas (CFDs).

 

MSCI explica que excluye las acciones que hayan estado suspendidas por más de 50 días en los últimos doce meses, limitando así el número de acciones que están suspendidas con frecuencia.

 

También recuerda que los mercados chinos han aflojado sus requisitos para aprobar vehículos de inversión vinculados sobre los índices bursátiles.

 

Los analistas consultados por iForex consideran que el peso de las acciones podría aumentarse con el paso delos meses, siempre y cuando el gobierno local siga impulsando reformas y facilitando la inversión en China.

 

La pregunta ahora es cómo deberían posicionarse los inversores con respecto a este cambio. Los expertos afirman que se trata de un cambio positivo para las acciones chinas. Los títulos clase A que siguen las reglas y regulaciones internacionales deberían evitar las preocupaciones de los inversores e incentivar la inversión en China. También ayuda a las ambiciones del mandatario chino Xi Jinping de hacer del renminbi una divisa global.

 

Y entrando en más detalle de lo que se pone a disposición de los inversores, la mayor parte de los valores serán financieras e industriales seguidas, en menor medida por las firmas de tecnologías de la información.

 

Gracias a esta decisión, tanto los fondos como los CFDs tendrán un mayor y mejor acceso al creciente mercado chino, lo que permitirá a inversiones extranjeros invertir y beneficiarse de las grandes empresas locales en su propia divisa e impulsar así el retorno de sus inversiones.

 

Pagina 66 • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress